viernes, 2 de diciembre de 2016

PICO DE TITANIO IMPRESO EN 3D PARA UNA GRULLA DE CORONA ROJA

Una grulla de corona roja de un zoológico de Guangzhou (China) se sintió incapaz de comer después de que se le rompiera su pico superior en una pelea con otras aves.
La lesión, que se produjo a principios de la pasada primavera, fue tratada rápidamente por un equipo de veterinarios.






Después de algún tiempo, sin embargo, el tratamiento quirúrgico inicial pareció ser la causa de una infección grave e incluso de la necrosis del  pico.
Tras tratar la infección, los médicos se dieron cuenta que tenían que hacer algo más para ayudar al ave, de seis años de edad, a sobrevivir, dado que esta especie puede vivir hasta 50 a 60 años. 







Fue entonces cuando el médico Dean Wu Zijun, del Leader Animal Hospital, se dio cuenta de que una prótesis de pico podría ser la  respuesta.                                                                                                                         

Después de mucha deliberación sobre el asunto, y considerar si una prótesis podría ayudar al ave a recuperar sus funciones normales, el equipo del Hospital evacuó consultas con la compañía Yang Ming Technology, especializada en la creación de moldes de plástico por impresión 3D, y el Laboratorio de Fabricación Aditiva de la Universidad Tecnológica del Sur de China.  







A lo largo de todo un mes, el equipo tripartito trabajó en el desarrollo del mejor diseño para el pico de la grulla de corona roja mediante el estudio de la anatomía de la especie y mediante la creación de una serie de prototipos.         
                                                                                                                                                                    
Después de probar siete versiones de la prótesis del pico hecha de plástico, el equipo llegó al diseño final.               
El modelo elegido fue enviado al Laboratorio de Fabricación Aditiva, que realizó una impresión 3D en titanio de la prótesis para la grulla  con impresoras tridimensionales de última generación.








En el período previo a la cirugía, los médicos y enfermeras que trabajan con la grulla de corona roja adoptaron prácticamente al animal, al que dieron el nombre de Lili.                                                                                                              

El ave fue sometida a exámenes médicos para comprobar su evolución a diario y fue alimentada artificialmente por enfermeras varias veces al día, con lo que se consiguió que tuviera un estado saludable para soportar la  intervención. 









La operación para implantar la prótesis de pico impresa en 3D se programó para el 10 de julio y fue dirigida por el Dr. Wu Zijun y el Dr. Xie Guanhui.                       

                                                                                             
Con Lili sedada, el equipo de médicos fue capaz de implantar con éxito el nuevo  pico impreso de forma tridimensional en sólo 30 minutos.
Cuando el ave se despertó después de la cirugía, los médicos le presentaron un cubo de pescado.
Después de varios intentos, el animal fue capaz de atrapar alguno y de comer por sí mismo.






No hay comentarios:

Publicar un comentario