lunes, 10 de julio de 2017

TALLERATOR RESUME LA TECNOLOGÍA DEL COCHE AUTÓNOMO EN TRES PUNTOS CLAVE

El nuevo Estudio Tallerator sobre Tendencias Automovilísticas se centra en esta nueva generación de vehículos, también denominados Coches Inteligentes, que rodarán tanto por ciudad como fuera de entornos urbanos.


Tras analizar distintos informes, datos y opiniones de las más importantes multinacionales, fabricantes y ‘think tanks’ del sector automovilístico, el comparador de neumáticos online ha resumido en tres puntos clave la gran importancia que supondrán para conductor, posventa y Economía Colaborativa.







1. MÁS SEGURIDAD, Y ANTES DE LO QUE PENSAMOS
Ante el enorme de información, opiniones y datos que está surgiendo en torno a este nuevo campo, Pedro Pagès, CEO de Tallerator, resalta que “el consumidor debe tener presente que el Coche Autónomo no es un producto inalcanzable sacado de la película “Minority Report”.


Aunque serán muy parecidos a los que vemos por las carreteras, los coches contarán con un arsenal de ayudas a la conducción, incluyendo la capacidad de rodar de forma autónoma.
Eso sí, el conductor seguirá siendo el responsable del vehículo y es necesaria su atención para controlar diversas funciones.






Pero BMW, por ejemplo, ofrece vehículos automatizados capaces de estacionarse por sí mismos cuando así se les indica, por medio de gestos sencillos o con una llave inteligente.

Pero ya se venden modelos que aparcan solos y camiones que transitan por carreteras norteamericanas mientras su conductor repasa su planning o simplemente descansa, comenta Pagès, haciendo referencia al modelo Freightliner Inspiration desarrollado por Daimler, el primer camión con tecnología autónoma que tiene licencia para rodar por carretera.




Este estudio no evita el análisis de accidentes supuestamente provocados por famosos modelos de automóviles autónomos, como Tesla: en 2016 falleció un conductor mientras su Model-S circulaba en el modo autónomo.

Tallerator quiere destacar que el informe de la Junta Nacional de Seguridad del Transporte de Estados Unidos, de más de 500 páginas, plasmaba que el sistema de seguridad del coche funcionó de forma ejemplar, alertando reiteradamente al conductor de que, debía poner las manos en el volante y tomar el control del vehículo para no chocarse.







Datos recogidos por todo el mundo arrojaron resultados similares y destacaron el buen funcionamiento de estos avanzados sistemas.
El coche autónomo se está desarrollando como un avance muy valioso en materia de seguridad, y servirá para minimizar accidentes por despistes y otro tipo de errores humanos.

Y se le añaden, servicios, que ya están disponibles en el mercado, como facilitar maniobras delicadas mediante el aparcamiento por control remoto.
El resto de tecnologías estarán prácticamente desarrolladas en la próxima década, según Navigant Research, se espera que se vendan 129 millones de vehículos autónomos entre 2020 y 2035.








2. INVERSIONES MULTIMILLONARIAS QUE APUESTAN POR LA INNOVACIÓN
El volumen de negocio que se moverá en torno a estos vehículos, esto podría significar una nueva revolución en la “Historia de la Automoción”, según Tallerator.

En datos globales, los vehículos autónomos generarán una actividad económica de 0,8 billones de dólares en el 2035, disparándose la cifra hasta los 7 billones en 2050, según cálculos de un estudio de Intel y Strategy Analytics difundido este mes.
Estos tipos de autos, casi 4 billones corresponderán al transporte de pasajeros y casi 3 billones al de mercancías y logística.







Esta tecnología irá de la mano de la conectividad, entrando en juego pantallas, sensores, nuevos indicadores, e incluso, carreteras interactivas, cuyas señales y marcas en el asfalto servirán como puntos de información y referencia.


En este sentido, la sustitución y venta de nuevas piezas y componentes propiciará la creación de nuevos perfiles profesionales y la necesidad de seguir realizando el mantenimiento del coche siempre en centros capacitados y reglados conforme a las normativas que están por llegar.






Se vivirá una transición de la 2.0 a la Posventa 4.0, ya que este coche se convertirá en un conjunto tecnológico de referencia en gestión de información (carreteras, tráfico, radares, normas viales en cada momento,…).


3.- NEUMÁTICOS INTELIGENTES E IMPRESOS EN 3D
Sobre estos neumáticos también será analizado por Tallerator en torno al Coche Autónomo pone encima de la mesa la nueva revolución de la rueda.

En el último Salón del Auto de Ginebra, Goodyear
presentó un prototipo, denominado IntelliGrip Urban, que se está desarrollando, para la futura generación de vehículos compartidos, eléctricos y autónomos en las
zonas urbanas.
Servirá para saber que las ruedas van a complementar los sistemas de control de los vehículos autónomos, mejorando la seguridad de los pasajeros.



Serán sensibles a la carretera y a las condiciones meteorológicas, recabando datos y enviándolos directamente al sistema informático del vehículo para optimizar velocidad, frenado, manejabilidad y estabilidad.
Pero también llega la impresión 3D y la Inteligencia Artificial, dos tecnologías de vanguardia que estarán presentes en los neumáticos del futuro inmediato gracias al Coche Autónomo.
Un ejemplo es que Michelin está desarrollando una esfera impresa en 3D como primer neumático impulsado por Inteligencia Artificial.
Este elemento ya copa una gran cuota de mercado en la posventa, pero pronto será muy distinto a como lo conocemos en la actualidad.  
Aplicando Inteligencia Artificial e impresión 3D, la banda de rodadura se reemplazará en caso de desgaste, lo cual se hará pasando por el taller y en otros puntos que dispongan de impresoras 3D que “renueven” el dibujo en la goma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario